Presentación

"Un libro abierto es un cerebro que habla; cerrado un amigo que espera; olvidado, un alma que perdona; destruido, un corazón que llora." Proverbio hindú

"Siempre imaginé que el Paraíso sería algún tipo de biblioteca." Jorge Luis Borges (1899-1986) Escritor argentino.

"Los libros son, entre mis consejeros, los que más me agradan, porque ni el temor ni la esperanza les impiden decirme lo que debo hacer." Alfonso V el Magnánimo (1394-1458) Rey de Aragón.

En este blog encontraréis reseñas, relatos, además de otras secciones de opinión, crítica, entrevistas, cine, artículos... Espero que os guste al igual de todo lo que vaya subiendo.

domingo, 25 de octubre de 2015

RESEÑA: Historia de O.

HISTORIA DE O


Título: Historia de O.

Autor: Pauline Réage (1907-1998) cuyo verdadero nombre es Dominique Aury fue traductora, crítica de cine, editora y abierta defensora de la bisexualidad femenina, siendo la única mujer que se sentó en el comité de evaluación de la editorial Gallimard, además de ser miembro de la Legión de Honor. Aury acostada en su cama con un lápiz y su cuaderno de colegio no pensaba en publicar sus escritos, sólo escribió como desafío para lograr conquistar más a su amante, Jean Paulham, al que conoció durante la ocupación alemana mientras ella Lettres Françaises. De este desafío personal nació Historia de O, una novela que sin pretenderlo se convirtió todo un éxito. Censurado desde el momento de su publicación, el libro maldito dio la vuelta al mundo siempre en la clandestinidad, algo que no le impidió ser merecedor del prestigioso premio Les Deux Margot del año 1955 y facilitar el desarrollo del BDSM. 
Editorial: Maxi Tusquets.

Idioma: Francés.

Traductor: no aparece.

Sinopsis: cuando en 1954 se publicó en Francia Historia de O, estalló una bomba en el puritano mundo postbélico, causando escándalo y desconcierto. Pero lo que la autora expresaba de pronto con tan desgarradora y brutal belleza respondía a lo que millones de lectores, hombres y mujeres, sentían sin osar siquiera formular en forma de deseo.

Su lectura me ha parecido: reveladora, directa, sensual, atrevida, sincera, abierta, reflexiva, transgresora, explícita, violenta...En esta ocasión tan propicia y más, tratándose de uno de los mejores libros de literatura erótica que he leído hasta ahora, no pienso dedicar este párrafo de la reseña de hoy en compararlo con la moda, y digo moda porque una servidora no lo considera literatura, de Cincuenta Sombras de Grey, me niego, porque las comparaciones son odiosas, y sabiendo a partir de que libro versarán las opiniones y las críticas pertinentes, las similitudes no tienen cabida en este contexto. Sólo diré, si me lo permitís, a modo de recomendación, a toda esa masa homogénea de lectores que actualmente está la última en tendencias o de las novedades dentro del género erótico, que sepan que, antes de leer lo que las editoriales, ávidas de dinero, sacan a la venta como si fuesen a tirar la casa por la ventana, deberían adentrarse en los clásicos del género. Leerlos saborearlos, disfrutarlos, pero con una mirada más atenta y perspicaz; sólo así uno puede juzgar y opinar al respecto, y darse cuenta que las innovaciones en el género erótico actual no son del todo novedosas. Creo que hasta la fecha una servidora no había logrado pronunciarse acerca de sus preferencias con respecto a este género, pues, bien, os confesaré que a pesar de no ser una experta, ni una habitual de estos libros, si que tengo dos libros, de momento, dentro de mis imprescindibles que podrían catalogarse como "novela erótica". Uno es El Amante de Lady Chaterley, el cual, tendré que reseñarlo algún día de estos, y el otro, como era de esperar, es el libro que tengo el placer de reseñar, Historia de O: el sadomasoquismo con un curioso respaldo filosófico.


La historia de cómo este libro llegó a mis manos es del todo corriente y moliente. Historia de O no fue uno de esos libros comprados, regalados, fruto de un capricho, ni siquiera proveniente de la biblioteca de turno. No, Historia de O siempre había estado ahí, seguramente incluso desde antes de que una servidora naciera, reposando, tranquilamente, sobre la última estantería de mi biblioteca particular. Lo curioso es que, desde que supe de su existencia, momento en el que con total seguridad, rondaba la minoría de edad, ese título, ese extraño título, quedó gravado en mi memoria por mucho tiempo, llegando en ocasiones a preguntarme a mi misma qué significaba, pero sobretodo, ¿qué era O? ¿Dónde estaba? ¿Que había allí? ¿Era un lugar físico? ¿Inventado? o si por el contrario ¿Era un espacio abstracto que representaría o simbolizaría un tema concreto? En resumidas cuentas, y previsiblemente, acabé escogiendo Historia de O, como compañera de aventuras por unas semanas. Y aunque ya me había avisado de su contenido y su temática, decidí no rechazarlo, pues, aunque había tenido muy mala experiencia con la literatura erótica, necesitaba averiguar, descubrir, saber si este libro se convertiría en la excepción a la regla, en ese libro de alto contenido sexual que narrase algo más que múltiples escenas de sexo o que se compusiese de interminables diálogos sin sin sentido ni contenido. Luego, cuando acabé su lectura, entendí perfectamente por qué Pauline Réage lo titulo Historia de O, pero también, acabé conservando su historia y su narración en un lugar privilegiado de mi memoria intelectual, pues, en cierto modo, había logrado cautivarme.


En lo que respecta a la crítica propiamente dicha, comentaré en primer lugar que Historia de O es una novela concisa, de lectura ágil y directa, demasiado directa, lo cual favorece mucho al género erótico, y que curiosamente, muy pocas poseen. Normalmente, las novelas eróticas suelen ser lecturas pesadas, pues, presentan una literatura pausada y que tiende a recrearse en la "escena" o "el acto" concreto que se desarrolla en ese momento. Sin embargo, Historia de O se recrea lo suficiente, para que el lector no acabe hartándose de tanta escena de sexo anal por ejemplo explicada con todo uso de detalles explícitos. Con esto no quiero que penséis que sea una puritana en cuanto a este tipo de novelas, para nada, sólo es que no me gusta aburrirme con la lectura de un libro, y menos mal que con Historia de O no me sucedió. Por otro lado, en segundo lugar, es importante destacar que la construcción de los personajes es de las mejores que he visto dentro dentro de este controvertido género, son psicológicamente interesantes y presentan unas características muy definidas que incluso chocan con ese mundo del dolor-placer que representa la casa en Roissy, aportando cierta humanidad a las relaciones sadomasoquistas. Y finalmente, para concluir este apartado crítico me gustaría acabar diciendo de que Historia de O, esconde tras esas escenas de sado un interesante trasfondo en el que a parecen reflejados temas universales y de los cuales cabría reflexionar largo y tendido. Este último aspecto sin duda, es tal vez el que haya declinado la balanza hacia una percepción más positiva de su lectura por parte de una servidora, en serio, y os lo digo con total sinceridad, jamás un libro de estas características me había echo pensar tanto.


Para dar por finalizada la redacción de esta reseña me gustaría haceros ver, lectores y lectoras que ahora estéis leyendo estas líneas, que cualquier libro, incluso los más malos, pueden proporcionarnos distintos pareceres y distintas opiniones al respecto, algunas incluso tienden a alejarse ligeramente de la novela en cuestión, lo cual, siempre es bueno para enriquecer nuestra cultura. En el caso de Historia de O, no podía ser menos, podíamos reflexionar desde temas como la relación que en la novela se establece entre sexo y esclavitud hasta otros tan controvertidos como la importancia de la literatura erótica para la industria del sexo. Pero no, no hablaremos de ninguno de esos dos temas, trataremos en este último párrafo de un tema sin duda interesante y que trasciende filosóficamente hablando, este no es otro que la presencia absoluta y rotunda del hedonismo en toda la novela. El hedonismo, como algunos sabréis, nació en la Antigua Grecia y promulgaban la asociación del bien con el placer, especialmente con el placer sensorial e inmediato. Pues bien, como seguramente os habrá venido a todos a la cabeza, el sexo es el mejor ejemplo, uno de los placeres más inmediatos que existen. El problema es cuando, ese hallazgo del placer y su posterior estimulación y disfrute, ocurren a costa de lo que entendemos en nuestra sociedad como "moral". Un ejemplo muy claro es aquel que accede al placer mediante el robo, otro podría ser mediante la vejación o la violencia...Incluso, y hemos sido testigos en algunos casos gracias a los medios de comunicación, mediante el asesinato. En el caso de Historia de O, los integrantes de la "secta" por llamarlo de alguna forma, obtienen el placer mediante prácticas sexuales en las que se incluye la humillación, el dolor, la mordaza, la presencia de un activo y un pasivo y sobretodo, la sumisión absoluta por parte del que asume el rol pasivo, que casualmente, y esto daría para otra interesante reflexión, se trata siempre de la mujer. En resumidas cuentas, lo que quería plantearos es esta doble reflexión, por un lado, afirmamos que la búsqueda del placer favorece al individuo personalmente, sin embargo, por otro lado, encontramos barreras a ciertas formas de obtener placer porque la moral de la sociedad nos impide ejecutarlas. Lo que debería hacernos pensar dónde y cuales son los límites, y si a veces somos nosotros mismos, y no la sociedad en si lo que nos impide ejecutar nuestras fantasías más descabelladas. En Historia de O, se crea una auténtica utopía real del desenfreno y del placer sexual en todas sus formas, que desafía las convenciones y no cuestiona lo crueles o amorales que sean dichas prácticas. ¿Pero, acaso nosotros mismos no nos creamos, en nuestra propia mente, nuestro particular "mundo ideal", donde eliminaríamos a quien quisiésemos y donde impusiésemos nuestras propias normas, con tal de buscar el máximo placer personal? ¿Y si Historia de O es algo más que una novela sadomasoquista? ¿Y si es la representación de lo que ansíamos  y no podemos llegar a alcanzar por reprimir nuestros deseos? Historia de O: una historia de sexo, sumisión, humillación, normas, placer desenfrenado, dudas, temor, dilemas morales...La novela que todo aficionado a la novela erótica debería leer, aunque sólo fuese para acallar opiniones sin fundamento.

Frases o párrafos favoritos: 

"Le explicaron que siempre sería sí mientras estuviera en aquel castillo, que vería el rostro de los que la violarían y atormentaran, pero nunca de noche, y que jamás sabría quienes serían los responsables de lo peor. (...) Pero nada le ayudaba tanto como el silencio, excepto las cadenas. Las cadenas y el silencio, que hubieron debido atarla al fondo de sí misma, ahogarla, estrangularla, por el contrario la liberaban."

Película/Canción: en el año 1975 se estrenó la única adaptación que existe de este controvertido libro, la cual, fue recibida en su momento con polémica y alabanzas a partes iguales. La película corre a cargo de de una interesante dirección de la mano del director francés Just Jaeckin y protagonizada por la actriz francesa de origen italiano Corinne Cléry.


¡Un saludo y a seguir leyendo!

17 comentarios:

  1. Yo tengo pendiente la reseña de este libro, hace unos días empecé a leerlo (pdf) pero se me perdió el archivo y estoy buscándolo por todos lados, me gustó muchísimo como redactaste la reseña de verdad que incita a leerlo. Yo no soy aficionada a la novela erótica, como dices, solo que vi otra reseña de este libro en un blog amigo y me animé (es más, los libros eróticos trato de evitarlos, más que por puritana porque no me gusta como son escritos algunos) así que no se muy bien que esperar. Y no tenía idea de que hubiera una película, aunque no se si la vea porque de leer a ver algo de esto es muy diferente.. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas tardes Sentimiento Lector!
      Yo la verdad es que comparto contigo una cosa, y es que a mi la novela erótica tampoco me entusiasma demasiado, es más, me pasa como a ti, que en algunos casos me desagrada por la forma en la que está escrita, por lo que he nombrado en la reseña de la tendencia a la "recreación" y a la lentitud narrativa. Por otro lado, estoy expectante por que publiques esa reseña, tal vez tengamos una opinión parecida o no de esta novela, pero de cualquier forma, servirá para enriquecer un poco más a los lectores que quieran leerla. Bueno, eso suele pasar, que el libro no es lo mismo que la película, yo la verdad es que no he visto la película de Historia de O, sólo he leído críticas y son buenas, así que no puedo opinar al respecto. Finalmente, gracias :) se hace lo que se puede pero siempre desde la humildad y la sinceridad.
      Un saludo y gracias por tu comentario! :)

      Eliminar
  2. Es la única novela erótica que he leído y me pareció simplemente genial. Si me tengo que quedar con una única impresión, diría que nunca algo escrito consiguió excitarme tanto y a la vez engancharme. Eso hizo que lo leyera a escondidas en el curro, por ejemplo, con cierto temor de que pillase leyéndolo alguien que lo conociera y me delatase como un pervertido, claro que eso sólo aumentaba el morbo. He recomendado mucho la lectura de este libro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas tardes Holden!
      La verdad es que lo que nos cuentas en este comentario es bastante curioso y que bien pensado, sería otro tema de interesante debate en relación con la literatura erótica. La verdad es que eso suele pasar, más de lo que te imaginas, y no sólo con la novela de este género concreto. Bueno, engancharme, lo que se dice engancharme pues no mucho. Sin embargo, confieso que disfrute de su lectura, no hasta el punto de excitarme, pero si en el sentido de ir despacio, apreciando todos los puntos y las características que me parecían interesantes. Yo creo que también la recomendaría, sobretodo a toda esa gente que sólo lee literatura romántico-erótica actual, para que se adentren en los clásicos del género.
      Un saludo y gracias por tu interesante comentario! :)

      Eliminar
  3. ¡Hola!
    Conocí esta novela gracias a la película que vi hace unos meses y que me gustó bastante, con lo que ya tenía planeado leerme este libro, aunque, por desgracia, yo sí que no lo tengo en la biblioteca de casa, me tocará ir a la del barrio ;-)
    Por cierto, ¿has visto su adaptación? si es así, ¿crees que le hace "justicia"?
    Por saber si me voy a encontrar más o menos la misma historia o algo totalmente distinto.
    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas tardes Rachel!
      Pues en ese caso te animo a que te hagas con este libro, te gustará. Si quieres, cuando te lo leas, puedes escribir tus impresiones en esta entrada y debatimos un poco sobre ello, seguro que obtendremos a cambio interesantes reflexiones. En lo que respecta a la película no te puedo decir mucho porque no la he visto, sólo he leído críticas y aunque son buenas no sabría decirte. De todas formas ya sabes lo que dicen, que rara vez el libro es mejor que la película, aunque puede que Historia de O sea la excepción que confirme la regla.
      Un saludo y gracias por tu comentario! :)

      Eliminar
    2. Perdón, te había cambiado el nombre, eres Reich no Rachel xd
      Un saludo!

      Eliminar
  4. una reseña muy interesante, de un libro que me llama mucho la atención. No soy nada aficionado a la literatura erotica, pero igual hago una exepción con "Historia de O" pues son uunas cuantas las personas que me han hablado de él y todas lo recomiendan, aunque tengo que confesar que me recuerda al Marqués de Sade, pero por algo Sade es el Marqués de la literatura erotica...
    sobre el tema del hednismo, la verdad, has tocado un punto importante. El hedonismo nace en Grecia y cuenta con importantes representantes, como Pirrón. Hay que ir con cuidado, un hedonismo grosero puede facilmente acabar en cinismo, los antiguos llamaban a los seguidores de Pirrón "la secta del perro" pues al buscar los placeres sobre cualquier cosa se convertian en animales. Sin embargo un hedonismo bien entendido puede ser muy potente intelectualmente y Epicuro dio en la mejor versión del hedonismo, defendiendo una busqueda de ciertos placeres superiores. Pero debemos preguntarnos si el individualismo que el hedonismo propone no nos convierte a todos en lo que los antiguos llamaban "idiota"
    gran reseña de un libro que parece muy profundo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas tardes JF!
      Pues en ese caso me uno a todas esas personas que te lo han recomendado, pues, considero que es una lectura que merece mucho la pena si uno lo que pretende es leer literatura erótica de verdad. Del Marqués de Sade todavía no me he atrevido a leer nada suyo, es uno de esos autores que forma parte de esa interminable lista de "eternos pendientes" que se hace cada vez más grande. Pero si, me interesaría leerme algún día algún título suyo.
      Por otro lado, el hedonismo es un tema del que podríamos estar horas y horas debatiendo, pues, y aunque en la reseña lo he nombrado y he explicado brevemente, da para más de una discusión filosófica interesante. La verdad es que has lanzado una pregunta muy oportuna para todos los lectores, pues, si que es cierto que el individualismo que propone el hedonismo resulta bastante narcisista y egoísta, lo que puede provocar que el ser humano sucumba a lo que podría llamarse "idiota", aunque yo también pienso que la ambición también juega un papel importante. En definitiva, un tema apasionante y del que queda todavía mucho por discutir.
      Un saludo y gracias por tu magnífica aportación! ;)

      Eliminar
  5. No es un libro que me hubiera planteado leer, pero has hecho una reseña tan buena que como lo encuentre en la biblio, puede que le dé una oportunidad.
    Besotes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas tardes Margari!
      Me alegro que la reseña te haya animado a leer el libro, y te digo más, si lo encuentras en alguna parte, ya sea biblioteca, librería...No dudes en darle una oportunidad, la que se merece al fin y al cabo.
      Un beso y gracias por tu comentario! :)

      Eliminar
  6. Hola! Pues no conocía el libro pero es que no termina de convencer.

    Gran reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas tardes Beatriz!
      Bueno, la literatura erótica es tal vez de las más personales que existen y como tal no le suele gustar a todo el mundo, a mi de hecho, tampoco me entusiasma demasiado. Sin embargo, es grato y enriquecedor sumergirse en los clásicos del género. Yo desde aquí te animo a que lo leas si quieres, pero lo que siempre digo, la última palabra siempre la tiene el lector.
      Un saludo y gracias por tu comentario! :)

      Eliminar
  7. Te felicito por tu reseña y en cuanto al comentario sobre 50 sombras de Grey, muy atinado.

    Comienzo diciendo que no conocìa este libro, ni a su autora. Gracias por las recomendaciones en cuanto a literatura eròtica, puesto que yo comprè en el mes de agosto, dos novelas eròticas contemporàneas y han resultado ser patèticas en el 75% de su contenido.

    Leì hace un año Justine y los infortunios de la virtud del Marquès de Sade, el cual me mantuvo atrapada de inicio a fin, dada la filosofìa contenida en èl en cuanto a moral y la apreciaciòn social que se tiene de lo bueno y lo malo. Es un libro que te hace pensar, analizar y cuestionar la mecànica del sexo que estamos acostumbrados a ver y practicar.

    Por esa razòn me ha llamado tanto la atenciòn esta obra, me gustan los libros asì, me gustan los personajes psicològicamente interesantes y bien estructurados, porque llevan la historia con actitudes o pensamientos creìbles o al menos entendibles para el lector.

    Me apunto èste y El amante de Lady Chaterly, yo al igual que tù, prefiero los clàsicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas tardes Arethusa!
      Pues la verdad es que es muy cierto lo que aquí comentas, existen muchas novelas eróticas que actualmente salen al mercado (en su mayoría con una promoción y publicidad detrás brutal), que no valen la pena literariamente hablando, sino que se escriben para vender, sólo para eso. En eso, creo que deberíamos cambiar un poco.
      Por otro lado, me alegra mucho que te hayas adentrado en una novela del marques de Sade, pues a pesar de que aún no haya leído ningún libro suyo, si que he leído acerca de su obra, de su pensamiento y de su controvertida biografía; y la verdad es que no hay punto de comparación. En el siglo XVIII la literatura erótica vivió una interesante edad de oro, y después ha ido produciéndose a lo largo de la historia en ciertos momentos concretos (como es el caso de Historia de O en los años 50 del siglo XX). Sin embargo, pienso que la literatura que ahora se esta escribiendo en lo que respecta al género erótico merece mucho que desear. Si el Marqués de Sade levantara la cabeza...
      Por último, me alegra encontrar a lectoras que compartan mi misma opinión, la verdad es que es muy gratificante. Aunque también pienso que las opiniones discordantes son las más interesantes.
      Un saludo y gracias por tu enriquecedor comentario! :)

      Eliminar
  8. Un clásico!!
    Lo leí hace muchos años, con 15, te puedo asegurar que flipé jajjaj
    Pero me encantó, aún con todo lo que cuenta, me pareció muy elegante,

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas tardes Shorby!
      Me alegro de que te gustase tanto la novela, la verdad es que merece la pena leerla.
      Un saludo y gracias por tu comentario! :)

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...